El Baccarat Tradicional tiene una varianta muy conocida que es el mini baccarat, que se caracteriza por ser más pequeño, y que ha sido creada por los casinos con la finalidad de brindar al jugador común y corriente la posibilidad de tener frente a sus manos un juego que antes era casi inalcanzable.

mini Baccarat

La mesa del juego es bastante similar a la del blackjack  tradicional, y su formar es semicircular. Puede acoger hasta a 7 jugadores y por supuesto al crupier que dirige el juego de los participantes.

En la mesa, el área donde los jugadores realizan  las apuestas tiene una presentación igual a la del baccarat tradicional, sin embargo se presenta una diferencia, la cual es que la zona de comisiones a la apuesta de la banca se encuentra justo en frente del crupier. Esto se debe a que él puede, de esa manera, hacer más fácilmente su trabajo.

Ahora, sobre las apuestas, el mini baccarat permite que las apuestas mínimas tengan un rango de entre 5 y 25 dólares, con lo cual se tiene la primera gran diferencia respecto al baccarat tradicional, en el que una apuesta no puede bajar de los 25 dólares, y en ocasiones puede llegar hasta los 100 dólares, o cantidades aún mayores.